XI. Abril en el cielo de la Sierra

Este mes toca una lluvia de meteoros, las LÍRIDAS, con mayor actividad en la noche del 22 al 23, y que se verá mejor en las primeras horas de la madrugada. Su radiante (cap.9) está entre la Lira (cap.6) y Hércules (cap.24), a un poco menos de 3 palmos hacia la derecha de Villanueva de la Sierra

Virgo Constellation
Virgo Constellation

¡Ay, madre mía, qué cabeza! Se me ha olvidado poner las etimologías de los tres meses anteriores. En fin, el fallo de un alma distraída.

ENERO es, aunque en castellano no lo parezca, el mes del dios JANO, que en latín se llamaba Januarius (en otros idiomas se conserva más claramente, por ejemplo, January, en inglés, o Januar, en alemán).

FEBRERO era el mes de las purificaciones, que en latín se relaciona con el verbo “februo”, purificar.

MARZO, de Martius, el mes del dios MARTE.

Y ya estamos al día: ABRIL, dedicado a la diosa VENUS, no se sabe si procede de una palabra latina que significa “abrir”, por lo de la apertura floral de la tierra en primavera, o de una palabra griega relacionada con “espuma”, que forma parte del nombre de la diosa en griego, AFRODITA, que nació de ella.

Día 1, a las 12 de la noche.

Este mes sólo una constelación tiene una estrella muy brillante: Virgo (cap.5), con SPICA (la espiga) a un poco más de un palmo y un poco a la derecha de Guijo de Coria. Hay que tener cuidado para no confundirla con Marte, que en esta época está un poco más arriba y con una magnitud por debajo de -1 (cap.4), mientras que Spica sólo tiene magnitud 1. A un poco menos de 2 palmos, y un poco a la izquierda de Morcillo, está PORRIMA (de la diosa romana de la profecía).

En Canis Venatici o los Lebreles (cap.6) tenemos COR CAROLI (el corazón de Carlos), un poco a la izquierda de Santibáñez el Alto y un poco por debajo de 3 palmos. Esta constelación tiene además uno de los más hermosos cúmulos globulares del Hemisferio Norte, M 3, un poco a la derecha de Villanueva de la Sierra, a un poco menos de 2 palmos y medio, y la GALAXIA REMOLINO, M 51, un poco a la izquierda de Torrecilla de los Ángeles, y a un poco más de 2 palmos y medio, que fue la primera galaxia en la que se descubrió la forma espiral.

Del Cuervo (cap.23), ALCHIBA (la tienda), a un palmo sobre Calzadilla, y un poco más a la derecha, pero a un poco menos de un palmo y medio, GIENAH (el ala derecha del cuervo).

De la Copa o Cráter (cap.23), ALKES (cuenco poco profundo), a un palmo y medio a la derecha de Coria.

Este mes toca una lluvia de meteoros, las LÍRIDAS, con mayor actividad en la noche del 22 al 23, y que se verá mejor en las primeras horas de la madrugada. Su radiante (cap.9) está entre la Lira (cap.6) y Hércules (cap.24), a un poco menos de 3 palmos hacia la derecha de Villanueva de la Sierra.

Y ya sólo nos queda un viaje. Hasta entonces, mucha suerte.

Colabora con este digital. Es por ti; es por la Sierra.