El socialista Carlos Gañán, nuevo Concejal Delegado de La Moheda de Gata

Su nombramiento pone fin a una situación anómala en esta pedanía en la que, desde marzo, el alcalde de la Villa de Gata había asumido, por primera vez en democracia, la concejalía delegada de La Moheda

Carlos Gañán, concejal delegado de La Moheda de Gata
Carlos Gañán, concejal delegado de La Moheda de Gata

“Con mucha ilusión y muchas ganas”. Así afronta su nueva etapa el socialista Carlos Gañán, flamante Concejal Delegado de La Moheda de Gata al frente del ayuntamiento. 

La Moheda de Gata es una pedanía dependiente de la villa de Gata. Tradicionalmente, en la localidad asumía el cargo de concejal delegado el teniente de alcalde del ayuntamiento matriz. La dimisión de los populares Cristina Pérez y Raúl Tobajas dejó a esta pedanía sin concejales delegados y creó una crisis en la pequeña y blanca localidad serrana. Tras la dimisión, el alcalde de Gata, Miguel Ángel García Cayetano, asumió en marzo los asuntos municipales de la pedanía, viajando a La Moheda dos días a la semana y a demanda de los vecinos, a quienes facilitó su teléfono personal para atender cualquier asunto. 

A pesar de ello, el descontento en la pedanía era general y se sentían abandonados por su ayuntamiento matriz que, por ejemplo, sólo abría las dependencias municipales los miércoles y viernes por la mañana en horario reducido. 

Carlos Gañan, era el número dos en la lista socialista para la alcaldía de Gata. El Pleno municipal celebrado el pasado 23 de septiembre acordó por unanimidad su nombramiento como Concejal Delegado en La Moheda de Gata. Hay que señalar que tanto Cristina Pérez como Raúl Tobajas no han vuelto a acudir a un Pleno municipal desde que se pasaron al grupo no adscrito tras renunciar a sus actas como concejales populares. 

Carlos Gañán, de 38 años de edad, regresó a su pueblo natal hace cuatro año porque “la tierra te tira”. Este licenciado en Humanidades asume “con mucha ilusión” su nueva responsabilidad. Además, “los vecinos me están mostrando su apoyo de forma constante”.  Según Gañán “han mostrado mucha paciencia durante estos meses y ahora se trata de trabajar por recuperar y aumentar su calidad de vida”. 

Carlos Gañan entró en su despacho hace una semana y se ha encontrado una mesa llena de papeles que ordenar y clasificar: “me he encontrado mucho trabajo pero también mucha ilusión, como te comentaba”. señala.

En opinión del flamante Concejal Delegado, “La Moheda necesita muchas cosas, pero debemos ir por orden de prioridades”. Entre estas prioridades se encuentran grandes y pequeños detalles. 

Entre los pequeños detalles, por ejemplo, Carlos Gañán menciona el abandono de los espacios verdes municipales, “llenos de fusca, sin limpiar”. La Moheda de Gata es un pueblo de colonización fundamentalmente blanco. Contra estas fachadas destacan las innumerables macetas colgantes o los alcorques de margaritas o aromáticas cuidados con esmero por sus vecinos. Frente a este cuidado “llama más la atención el abandono de las zonas de responsabilidad municipal”, declara Gañán.

Entre los grandes temas, en el último pleno celebrado en Gata se aprobó también por unanimidad de los presentes reimpulsar el expediente donde se solicita la declaración de La Moheda de Gata como Entidad Local Menor. Este expediente “recoge una reivindicación histórica de La Moheda de Gata”, declara Gañán, y fue paralizado en 2013 cuando se publicó la ley de racionalización del gasto público.

¿Qué diferencia hay entre una pedanía y una entidad local menor? Carlos Gañán nos lo cuenta. “La pedanía depende totalmente del ayuntamiento matriz, en este caso Gata, para todo, desde los más técnico a lo más sencillo”. “Todo debe ser aprobado por el ayuntamiento matriz”, recalca. Cuando un pueblo es una entidad local menor “el presupuesto se reparte de forma proporcional entre ayuntamiento matriz y entidad y ésta puede decidir el destino de los fondos”.  Además, “la entidad local menor puede elegir a sus representantes en función de los resultados electorales” obtenidos en sus mesas electorales. En La Moheda, en este sentido, siempre ha ganado el PSOE --en las últimas casi doblaron los votos-- pero siempre gobierna el partido que gana en Gata, donde se han alternado gobiernos tanto del Psoe como del Partido Popular. 

Se da la circunstancia de que en las últimas elecciones los resultados electorales dieron una holgada mayoría al Partido Popular en Gata e idéntica holgada mayoría logró el Partido Socialista en la pedanía. En mayo de 2015, el Partido Popular sumó en Gata 419 votos y 191 sumó el Partido Socialista. Estos resultados se invirtieron en La Moheda donde el PSOE obtuvo 228 votos frente a 141 del Partido Popular. Gata cuenta con un total de 1574 habitantes, de los que 954 viven en la Villa de Gata y el resto, 620 vecinos, residen en  La Moheda de Gata.

Pero, en definitiva, al tratarse de una pedanía y un ayuntamiento matriz, tal como nos contaba Carlos Gañán, los resultados de las urnas dieron cinco concejales al grupo Popular y cuatro concejales al grupo socialista.  Un año más tarde, Miguel Ángel García Cayetano informaba en el Pleno de  junio de la dimisión de los concejales populares Cristina Pérez y Raúl Tobajas y su paso al grupo no adscrito. Esta doble renuncia invirtió el peso de las fuerzas políticas en el ayuntamiento. El Partido Socialista pasó a contar con cuatro concejales frente a los tres populares y a los dos del grupo o adscrito. La moción de censura está descartada por ley al considerar a Cristina Pérez y Raúl Tobajas como tránsfugas. 

Carlos Gañán busca la interconexión de las distintas administraciones para beneficio de La Moheda de Gata. En este sentido, se muestra satisfecho ante la nueva comunicación con el ayuntamiento matriz. “Se van a mantener reuniones mensuales con el ayuntamiento de Gata para poner en común las ideas de unos y otros sobre La Moheda de Gata”.  “Yo lo que quiero es colaboración entre las dos instituciones, con el equipo de Gobierno local, aunque seamos de partido políticos diferentes porque así --declara el concejal delegado-- vamos a ganar todos”. 

Su nombramiento pone fin a una situación anómala en esta pedanía en la que, desde marzo, el alcalde de la Villa de Gata había asumido, por primera vez en democracia, la concejalía delegada de La Moheda

“Con mucha ilusión y muchas ganas”. Así afronta su nueva etapa Carlos Gañán, el nuevo concejal delegado de La Moheda de Gata al frente del ayuntamiento. 

La Moheda de Gata es una pedanía dependiente de la villa de Gata. Tradicionalmente, en la localidad asumía el cargo de concejal delegado el teniente de alcalde del ayuntamiento matriz. La dimisión por motivos personales de Cristina Pérez y por causas laborales de Raúl Tobajas dejó a esta pedanía sin concejales delegados y creó una crisis en esta pequeña y blanca localidad serrana. Tras la dimisión, el alcalde de Gata, Miguel Ángel García Cayetano, asumió en marzo los asuntos municipales de la pedanía, viajando hasta La Moheda dos días la semana y a demanda de los vecinos, a quienes facilitó su teléfono personal para atender cualquier asunto. 

A pesar de ello, el descontento en la pedanía era general y se sentían abandonados por su ayuntamiento matriz que, por ejemplo, sólo abría las dependencias municipales los miércoles y viernes en horario de mañana. 

Carlos Gañan, era el número dos en la lista socialista para la alcaldía de Gata. El Pleno municipal celebrado el pasado 23 de septiembre acordó por unanimidad nombrar a este concejal socialista, concejal delegado en La Moheda de Gata. Hay que señalar que tanto Cristina Pérez como Raúl Tobajas no han vuelto a acudir a un Pleno municipal desde que se pasaron al grupo mixto tras renunciar a sus actas como concejales populares. 

Carlos Gañán, de 38 años de edad, regresó a su pueblo natal hace cuatro año porque “la tierra te tira”. Este licenciado en Humanidades asume “con mucha ilusión” su nueva responsabilidad. Además, “los vecinos me están mostrando su apoyo de forma constante”.  Según Gañán “han mostrado mucha paciencia durante estos meses y ahora se trata de trabajar por recuperar y aumentar su calidad de vida”. 

Carlos Gañan entró en su despacho hace una semana se ha encontrado una mesa llena de papeles que ordenar y clasificar: “me he encontrado mucho trabajo pero también mucha ilusión, como te comentaba”. señala.

En opinión del flamante concejal delegado, “La Moheda necesita muchas cosas, pero debemos ir por orden de prioridades”. Entre estas prioridades se encuentran grandes y pequeños detalles. 

Entre los pequeños detalles, por ejemplo, Carlos Gañán menciona el abandono de los espacios verdes municipales, “llenos de fusca, sin limpiar”. La Moheda de Gata es un pueblo de colonización fundamentalmente blanco. Contra estas fachadas destacan las innumerables macetas colgantes o los alcorques de margaritas o aromáticas cuidados con esmero por sus vecinos. Frente a este cuidado “llama más la atención el abandono de las zonas de responsabilidad municipal”, declara Gañán.

Entre los grandes temas, en el último pleno celebrado en Gata se aprobó también por unanimidad de los presentes reimpulsar el expediente donde se solicita la declaración de La Moheda de Gata como Entidad Local Menor. Este expediente “recoge una reivindicación histórica de La Moheda de Gata”, declara Gañán, y fue paralizado en 2013 cuando se publicó la ley de racionalización del gasto público.

¿Qué diferencia hay entre una pedanía y una entidad local menor? Carlos Gañán nos lo cuenta. “La pedanía depende totalmente del ayuntamiento matriz, en este caso Gata, para todo, desde los más técnico a lo más sencillo”. “Todo debe ser aprobado por el ayuntamiento matriz”, recalca. Cuando un pueblo es una entidad local menor “el presupuesto se reparte de forma proporcional entre ayuntamiento matriz y entidad y ésta puede decidir el destino de los fondos”.  Además, “la entidad local menor puede elegir a sus representantes en función de los resultados electorales” obtenidos en sus mesas electorales. En La Moheda, en este sentido, siempre ha ganado el PSOE --en las últimas casi doblaron los votos-- pero siempre gobierna el partido que gana en Gata, donde se han alternado gobiernos tanto del Psoe como del Partido Popular. 

Se da la circunstancia de que en las últimas elecciones los resultados electorales dieron una holgada mayoría al Partido Popular en Gata e idéntica holgada mayoría logró el Partido Socialista en la pedanía. En mayo de 2015, el Partido Popular sumó en Gata 419 votos y 191 sumó el Partido Socialista. Estos resultados se invirtieron en La Moheda donde el PSOE obtuvo 228 votos frente a 141 del Partido Popular. Gata cuenta con un total de 1574 habitantes, de los que 954 viven en la Villa de Gata y el resto, 620 vecinos, residen en  La Moheda de Gata.

Pero, en definitiva, al tratarse de una pedanía y un ayuntamiento matriz, tal como nos contaba Carlos Gañán, los resultados de las urnas dieron cinco concejales al grupo Popular y cuatro concejales al grupo socialista.  Un año más tarde, Miguel Ángel García Cayetano informaba en el Pleno de  junio de la dimisión de los concejales populares Cristina Pérez y Raúl Tobajas y su paso al grupo no adscrito. Esta doble renuncia invirtió el peso de las fuerzas políticas en el ayuntamiento. El Partido Socialista pasó a contar con cuatro concejales frente a los tres populares y a los dos del grupo o adscrito. La moción de censura está descartada por ley al considerar a Cristina Pérez y Raúl Tobajas como tránsfugas. 

Carlos Gañán busca la interconexión de las distintas administraciones para beneficio de La Moheda de Gata. En este sentido, se muestra satisfecho ante la nueva comunicación con el ayuntamiento matriz. “Se van a mantener reuniones mensuales con el ayuntamiento de Gata para poner en común las ideas de unos y otros sobre La Moheda de Gata”.  “Yo lo que quiero es colaboración entre las dos instituciones, con el equipo de Gobierno local, aunque seamos de partido políticos diferentes porque así --declara el concejal delegado-- vamos a ganar todos”. 

Este diario lo hacemos todos. Contribuye a su mantenimiento

ING Direct - Sierra de Gata Digital
Nº CC ES 80 1465 010099 1900183481

VILLASBUENAS HOYOS VEGAVIANA