Imprimir

Las hipotecas que vuelven

Carlos Arriola / Notario / SierradeGatadigital | 24 de marzo de 2015

En los últimos meses han vuelto los anuncios de ofertas hipotecarias, por las decisiones del Banco Central Europeo y otras circunstancias de la Economía. Debemos preguntar, antes de elegir el banco, en varios distintos. Puede ser el habitual (donde esté domiciliada la nómina o pensión) u otro diferente, que tenga una política comercial más "audaz"

En los últimos meses han vuelto los anuncios de ofertas hipotecarias, por las decisiones del Banco Central Europeo y otras circunstancias de la Economía. Debemos preguntar, antes de elegir el banco, en varios distintos. Puede ser el habitual (donde esté domiciliada la nómina o pensión) u otro diferente, que tenga una política comercial más "audaz". O también podría interesarnos, si compramos un inmueble ya hipotecado, asumir la deuda, con consentimiento del banco que la hipotecó. Esto último suele traer cuenta cuando quedan pocos años para cancelar el préstamo, pues conforme al sistema usado para la amortización (francés) al principio se pagan muchos intereses, pero a medida que pasa el tiempo, disminuye la cantidad que se abona por este concepto.

Para decidirnos, debemos preguntar por TODAS las comisiones (apertura, estudio, amortización anticipada total o parcial, subrogación, etc.), el diferencial, si el tipo de interés es variable, y los PRODUCTOS VINCULADOS, es decir, qué seguros, gastos de tarjeta, domiciliaciones u otras obligaciones hay que cumplir y su coste (del seguro de vida, del de hogar, etc.), para echar cuentas. También, lógicamente, el porcentaje del valor del precio (compra o tasación, suele tomarse como referencia el menor) que nos financian.

Tenemos derecho a examinar en la notaría el texto de la escritura tres días antes de firmarlo, pero normalmente esto no es muy práctico, pues además de no tener, en la mayoría de las ocasiones, tiempo para buscar otro banco (si se han pagado arras, puede haber un plazo que corra), debemos haber leído muy atentamente la FIPER (ficha de información personalizada) que nos dará el banco con antelación a la hora de decidirnos por su oferta. Hay que insistir en que, antes de pagar arras o señal, y a falta de la valoración para concretar si nos dan o no el préstamo, preguntemos en varias entidades por esas condiciones.

En todo caso, al firmar con el notario (que debe poder elegir el cliente) debemos preguntarle TODO lo que no entendamos.

Por último, debe recordarse que, salvo pacto expreso que lo prevea (dación en pago del artículo 140 de la Ley Hipotecaria) el banco podrá embargarnos todos nuestros bienes (cuentas corrientes, coche, otras propiedades) si, llegado el caso, no pagamos lo que debemos, y el valor que se dé a la vivienda (o local, o lo que se hipotecase) en su adjudicación no cubre la totalidad de la deuda.

  

 

Este diario lo hacemos todos. Contribuye a su mantenimiento

ING Direct - Sierra de Gata Digital
Nº CC ES 80 1465 010099 1900183481

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/consejos-del-notario/hipotecas-vuelven/20150324084209016847.html


© 2019 Sierra de Gata Digital